Alimentos afrodisiacios

0
260

¿Mito o realidad?

Sin una base científica que lo respalde, se ha buscado desde tiempos antiguos propiedades afrodisíacas en ciertos alimentos, ya sea por su acción excitante o por analogía con sus formas.
Mucho antes de la civilización griega, ya se preparaban pócimas y elixires con supuestas propiedades excitantes que aumentaban la sexualidad, la potencia, el rendimiento… En las primeras sociedades humanas, la fertilidad era una de las principales preocupaciones, ya que la supervivencia del grupo dependía de la procreación de sus mujeres y de las tierras que cultivaban, ambas cuestiones íntimamente relacionadas con la Diosa Madre (Venus, Afrodita, Ninhursag, Astarté o Ishtar, entre otras muchas).; la La primera mención de a los afrodisiacos procede de unos papiros egipcios de los años 2001 y 1700 a de C. y en el Antiguo Testamento (Génesis 30: 14 y 15) se hace referencia a la mandrágora como alimento potenciador de la fecundidad.
Aparte de las referencias históricas y de las costumbres locales, algunas poniendo de las cuales ponen en peligro a especies protegidas, los afrodisiacos se pueden clasificar en cuatro tipos:
De acción central: contienen sustancias que elevan la dopamina en el sistema nervioso; la dopamina es la hormona que provoca el estado de celo en los vertebrados.
Por asociación: son aquellos que por su forma se parecen a los órganos sexuales, como el plátano, los espárragos, las ostras o las almejas.
Excitación de vías análogas: son los perfumes y fragancias que se encargan de excitar a través de los olores.
Por tradición cultural: hacíamos referencia antes a los afrodisiacos tradicionales (ginseng, cuernos de rinoceronte, semen de animales, nidos de golondrinas…), sin demostración científica de que provoquen la acción prometida a nivel fisiológico.
Alimentos afrodisiacos:
  • Chocolate: es uno de los máas comunes y repetidos en tradiciones y culturas, de fácil acceso. Mejora el estado anímico y provoca un apetito sexual máas recurrente.. La feniletilamina provoca euforia mediante la liberación de dopamina (compuesto químico que produce el cerebro durante el orgasmo).
  • Fresas: realiza tienen un efecto directo en las glándulas endocrinas del sistema nervioso, motivo por el cual también son fantásticas para liberar el estrés.
  • Miel:  en Persia producían grandes cantidades de aguamiel cada día duirante el primer mes después de casarse (la luna de… .miel). S su alto contenido en vitamina B y la gran cantidad de fructosa libera de manera constante energía.
  • Ostras: afrodisiaco por asociación sexual.  Sse desconoce el efecto real a este nivel en el organismo.
  • Plátanos: su forma hace recordarnosnos recuerda a el órgano sexual masculino., Aademás cuenta aportancon potasio, vitamina B y magnesio.
  • Higos: utilizados por Cleopatra, se asocian al amor y la fertilidad.

Esto son algunos de los muchos alimentos que suben nuestra libido., La veracidadcierto o no es algo que dejamos a los científicos que lo descubran, lo que sí es cierto es que son una buena opción para potenciar nuestras relaciones; un buffet de alimentos con los que jugar sensualmente.Esto son algunos de los muchos alimentos que suben nuestra libido., La veracidadcierto o no es algo que dejamos a los científicos que lo descubran, lo que sí es cierto es que son una buena opción para potenciar nuestras relaciones; un buffet de alimentos con los que jugar sensualmente.

 

Compartir
Artículo anteriorMetodo Kumon
Artículo siguienteVulvas Naturales
Paco Sanmartin
Director y editor de Revista LOA

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here